Caminando por el Globo

Viviendo el LUJO ÁRABE en Omán

Siempre vi en la tele, en documentales y en películas, el esplendor del lujo árabe. Hoteles enormes, autos carísimos, joyas, oro y todo tipo de extravagancias. Lo que no imaginé jamás fue que mi despedida de Omán sería viviendo un poco de ese lujo en un hotel cinco estrellas de Muscat.

Llegamos al Grand Hyatt Muscat con nuestras mochilas colgadas al hombro y en seguida nos las quitaron de nuestras espaldas para colocarlas en un carrito dorado y rojo. Cuando entramos dejamos de pestañar por dos minutos. No podíamos creer donde estábamos. No podíamos quitar los ojos de los detalles del lobby.

 

Luego nos llevaron a una hermosa habitación con la mejor vista, donde podíamos observar la playa en toda su amplitud. ¿Y qué se hace cuando uno llega a un hotel hermoso con una cama enorme y está feliz? ¡Se salta! Así me lo enseñó mi papá cuando era chica, y eso hicimos. La habitación además de la cama y la gran vista, tenía una alfombra verde esmeralda con arabescos. Nos ponían fruta fresca todo los días y nos hacían la cama y nos doblaban la ropa varias veces al día. Nos trataban como reyes.

 

 

Pero pasemos al lujo árabe. En el lobby había una estatua de un caballo que si no nos decían que rotaba no nos enterábamos. Daba una vuelta completa en una hora. Tanto nos llamó la atención que decidimos grabarlo y aquí está la prueba:

 

 

La arquitectura allí es bien estilo omaní. Es difícil describirlo en palabras, pero las ventanas y los muros son como calados, con pequeños orificios y las aberturas tienen formas curvas. Realmente disfrutaba mucho de observar los detalles arquitectónicos en todo el país. Sentía que eso me recordaba todo el tiempo que estaba en la península arábiga, en una tierra remota.  

La típica daga que utilizan los omaníes en su vestimenta es un símbolo que se encuentra en los detalles de todo el hotel. En las puertas, en los vidrios y en las tiendas que vendían artesanías. Lo mismo la tetera omaní que se la puede observar en varios lugares, pero la más llamativa para mi fue una grande, brillante e imponente que nos da la bienvenida al entrar al hotel.

 

 

Ahora vayamos a lo más importante: LA COMIDA. Los restaurantes son uno más lindo y lujoso que el otro. Nosotros solo conocimos dos, pero hay seis restaurantes diferentes para degustar platos de algunos lugares del mundo. El Mokha Café era tipo bufet, pero no se imaginen esos bufetes a los que estamos acostumbrados en hoteles normales, con bandejas metálicas, donde la comida no es muy tentadora. Todo lo contrario, la comida nos entraba por los ojos, bueno y luego por la boca, obvio. Todo estaba acomodado perfecta y armoniosamente, parecía una obra de arte. Allí sirven el desayuno, el almuerzo y la cena, y a veces hacen comidas temáticas. Se puede comer adentro o al aire libre, a la luz de las velas por la noche.

 

 

El otro restaurante que conocimos es el Tuscany donde se come platos gourmet italianos a la carta. El restaurante es super refinado con un ambiente tranquilo, ideal para parejas. Creo que aquí tuvimos la única “cena romántica” de todo el viaje, así que quedará en el recuerdo. Javico degustó una langosta espectacular y yo una milanesa, plato que extrañaba de mi país. Todo fue perfecto.

 

Para aquellos que van entre amigos hay muchas opciones de bares, hasta uno en la pileta, fiestas y discoteca. Todo dentro del hotel. Y para quienes viajen en familia, hay un juegos y actividades para niños.

Y obviamente lo que más disfrutamos fue la pileta y la playa. El lugar es ideal para descansar, bañarse en la playa, meterse a la pile y comer mucho y rico.

 

¡Gracias Grand Hyatt Muscat por invitarnos a disfrutar tres días de estadía en el hotel y tratarnos como reyes literalmente! Hemos disfrutado demasiado la experiencia.

 

INFO ÚTIL

Grand Hyatt Muscat es un hotel super lujoso pero suelen haber muy buenas promociones. Por lo tanto si querés vivir o probar el “Lujo árabe” no dudes en revisar en la página las ofertas.

Sitioweb: www.muscat.grand.hyatt.com
Ubicación: El hotel queda en Muscat, capital de Omán y ciudad más importante y desarrollada del país. Está ubicado a 18 kilómetros del aeropuerto en una zona de embajadas. A 20 minutos de Mutrah y a quince de La Gran Mezquita.
Dirección: Grand Hyatt Muscat, Way number 3023, Building 2560, Po box 951, PC 133, Muscat, Oman.
Teléfono: +968 24 64 1234
Email: muscat.grand@hyatt.com

 

arab-adventures¡Gracias Arab Adventures, sin su apoyo no hubiese sido posible realizar este hermoso viaje por este maravilloso país!

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *